PREGUNTAS - FACULTAD TEOGÓGICA CRISTIANA REFORMADA

Vaya al Contenido



PREGUNTAS FRECUENTES

¿Por qué debo prepararme para el ministerio cristiano en una Facultad o Seminario? Es obvio que la Escritura requiere que los ministros en la iglesia de Cristo tengan cierta capacitación, ciertas habilidades y ciertas cualidades para tener un ministerio eficiente y sean reconocidos como líderes. Las descripciones más claras de estas cualidades se encuentran en 1 Timoteo y Tito. Las exhortaciones de Pablo para Timoteo y Tito incluyen cualidades morales, espirituales e intelectuales. Creemos que la experiencia en una Facultad Teológica o seminario es la mejor opción para adquirir y afinar las destrezas, habilidades y herramientas para proclamar "todo el consejo de Dios".

1. ¿La educación en la Facultad o seminario está apoyada bíblicamente? Categoricamente afirmamos que "SI".

* Porque es una educación sistemática de la Biblia misma
* Porque es una educación en la aplicación histórica de la Biblia.
* Porque es una educación en los grandes temas de la Biblia
* Porque es una educación en la comunicación y aplicación de la Biblia

Básicamente, el programa de la Facultad Teológica esta diseñado para educar a hombres y mujeres quienes serán fieles y capacitados para el ministerio de la Palabra de Dios.

2. ¿La educación en la Facultad o seminario puede ser apoyada históricamente? La iglesia siempre requería líderes capacitados. Jesús pasó tres (3) años enseñando personalmente a sus discípulos. Los padres de la iglesia fueron entrenados por los apóstoles quienes a su vez entrenaron a los teólogos, etc. Desde del principio hubo programas de capacitación y entrenamiento.

Muy temprano en la historia de la iglesia, se fundaron universidades. Nuestros antepasados espirituales estudiaron en las universidades que entrenaron a sus líderes: Knox, Wicliffe, Martín Lutero, Juan Calvino, Zizendorf, Zuinglio, Juan de Valdés, Wesley, todos estudiaron en las universidades para prepararse para el ministerio y luego enseñaron en las universidades. Estudiaron los clásicos Latín, griego, hebreo, teología, retórica, lógica, ética y filosofía.

Obviamente, las universidades hoy en día no preparan a las personas para el ministerio. Si quieres estudiar medicina, piensa en la UCM, ingeniero, en la Universidad Politecnica, biología, en la UAM, negocios internacionales, en la EOI.

Cuando piensas en el ministerio cristiano – una Facultad o seminario es el lugar idóneo y natural. La iglesia siempre esperaba que sus ministros sean entrenados y capacitado y las Facultades Teológicas o los Seminarios enseñan hoy en día lo que la iglesia siempre ha reconocido como los elementos esenciales para sus ministros.

3. ¿Hay necesidad en los tiempos contemporáneos para ministros educados? Es sencillo, La iglesia a través de su historia, siempre entendía que las Escrituras exige ministros quienes pueden estudiar y comunicar la Palabra de Dios eficazmente, enseñar la verdad con todas las implicaciones y contestar los errores.

Todos los que entienden bien el ministerio dicen que un ministro nunca puede tener demasiado conocimiento. Nunca hemos oído a un pastor o misionero quejandose de que tenía demasiado tiempo para estudiar. Todos dicen que necesitan la máxima educación que sea posible.

En el una sociedad que crece más complicada cada día y con personas adquiriendo más educación que nunca, necesitamos personas en el ministerio lo más capacitadas que sea posible.

4. La Facultad o seminario ofrece algunas ventajas.

* Una Facultad o Seminario puede ofrecer una variedad de recursos humanos que la mayoría de las iglesias no pueden ofrecer (profesores, ministerios prácticos, experiencias, etc. Hay variedad de profesores en áreas diferentes, hay interacción con los profesores con experiencia en varias áreas de ministerio, hay obreros que oran con y por los alumnos, hay profesores para retar y confrontar a los alumnos).

* Una Facultad o Seminario puede ofrecer una variedad de recursos materiales que la mayoría de las iglesias no pueden ofrecer. (biblioteca, materiales didácticas, librería con precios bajos, equipo audiovisuales, computadoras, notas, etc.)

* Una Facultad o Seminario ofrece contacto con los alumnos que estan preparándose con la misma meta.

* Una Facultad o Seminario es un lugar para reflexión que el ministerio no permite. (Tiempo es un ingrediente importante de la experiencia en un seminario. Hay tiempo aparte del ministerio para pensar, aprender y reflexionar teológicamente. Todos los pastores les dirían que una cosa que les falta es tiempo para meditar y reflexionar y estudiar.)

* Una Facultad o seminario ofrece un lugar seguro y sano para expresar sus dudas, preguntar las preguntas difíciles.

* Una Facultad o seminario ofrece un lugar para retar al alumno.

5. ¿Una educación en la Facultad o seminario es suficiente para entrenar un obrero? Definitivamente, no. No se aprende a nadar por oír cursos de natación. Hay cosas que no pueden enseñar en un salón de clases.

Por eso necesitamos iglesias y organizaciones para ayudarnos en el ministerio práctico. Como una escuela de medicina necesita hospitales de enseñanza, necesitamos "iglesias de enseñanza". Lugares con líderes con experiencia quienes pueden trabajar como mentores para nuestros alumnos.

6. Algunas objeciones:

a) Las Facultades o seminarios producen "profesionales" ¿verdad? Si, pero no tiene por que ser malo, ni peyorativo. Cuando nosotros usamos la palabra "profesional" no queremos decir "elitista"; sino "competente" y "capacitado" para la Obra de Dios.

Cuando vamos a un médico queremos un "profesional" que tenga conocimiento y ciencia, no un neófito o un indocumentado.

b) La vida espiritual del obrero es más importante que su vida académica, ¿no? Es sumamente importante. Por eso somos diferentes que otras instituciones profesionales. Cuando vamos al médico para cirugía, no nos importa si el doctor es chismoso, brusco o profano. Queremos un buen cirujano si nos va a intervenir. El pastor es diferente. Queremos pastores competentes y con buen carácter.

c) La Facultad o seminario es caro, ¿no? No hay una ruta fácil. No es caro en comparación de otras carreras. Si estamos dispuestos a pagar precios altos para arquitectos, médicos, etc. ¿Por qué no estamos dispuestos para pagar para el entrenamiento para los obreros en el Reino de Dios?

d) La Facultad o seminario saca a los obreros de la iglesia local, ¿verdad? Si y no. Aquí, esperamos que los alumnos esten involucrados en la iglesia local desde el comienzo de sus estudios. Estamos hablando de un compromiso normal de al menos 4 años de capacitación para toda una vida de ministerio.

e) Conozco graduados de las Facultades o seminarios que son arrogantes y han dividido sus iglesias. Si tiene razón. Es un problema con todas las instituciones, tambien de las Iglesias. Para cada graduado que dividió la iglesia, podemos mostrar más 100 que están sirviendo fielmente al Señor. La experiencia en una Facultad o seminario puede proteger contra los extremistas.

Es posible que lo que esté identificando como orgullo o arrogancia, en realidad es una persona pensando por si mismo o una persona funcionando como líder. Simplemente si el graduado no está de acuerdo con el pastor, no implica orgullo. Como la persona maneja el desacuerdo es la señal de la madurez. Es un problema del corazón humano, no de la institución. Conocemos iglesias que se dividieron por personas que no han ido a una Facultad o Seminario.

7. ¿Cuál Facultad o seminario es digno para preparar a un obrero para el ministerio?

* Una Facultad o seminario que está comprometida con la iglesia local. Nuestra declaración de propósitos dice: La Facultad ofrece educación y capacitación para apoyar a la iglesia en el avance del Reino.

* Una Facultad o seminario que está comprometido a la Biblia como el fundamento de su programa. (estudio, interpretación, teología, etc.).

* Una Facultad o seminario que es comprometido a la comunicación y aplicación de la Biblia a su contexto cultural.

* Una Facultad o seminario que está comprometido con Jesús quien es la única esperanza para la redención del mundo (redención de los individuos y la redención de la sociedad).

Con un estudiante al año que oyere el llamamiento de Dios, sería suficiente razón por la cual esta Facultad existiera. Esta Facultad como organización no tiene valor; sólo existe con este propósito: Que Dios escoja vidas para Si Mismo y Su Servicio. Puedes escribir un titular.  

2015 - 2018 Facultad Teológica Cristiana Reformada. Todos los derechos reservados.
Regreso al contenido